Aceite de Coco: ¡Descúbrelo!

Si compras aceite de coco y no sabes de sus propiedades, comienza a leer y descúbrelo. Hoy os explico un poco sobre mitos, cómo nuestro cuerpo usa el aceite de coco y su composición, en la siguiente entrada os hablaré sobre sus beneficios para la salud.

 Los beneficios del aceite de coco incluyen cuidado del cabello, cuidado de la piel, alivio del estrés, mantenimiento de nivel de colesterol, pérdida del peso, estimulación del sistema del inmune, la digestión y la regulación del metabolismo. Estas ventajas del aceite pueden atribuirse a la presencia de ácido láurico, ácido cáprico y el ácido caprílico y sus respectivas propiedades, tales como antimicrobianas, antioxidates, antifúngicas, antibacterianas y cualidades calmantes.

El aceite de coco se usa extensivamente en los países tropicales, especialmente en India, Sri Lanka, Tailandia, Filipinas etc., que tienen una buena producción del aceite de coco. Hace tiempo, el aceite también era popular en los países occidentales como Estados Unidos y Canadá, pero hubo una campaña de propaganda fuerte en la década de 1970 por la industria del aceite de maíz y soja contra el aceite de coco. Según estas industrias, el aceite de coco era considerado perjudicial para el cuerpo humano debido a su contenido de grasas saturadas hasta la última década (año 2000) cuando la gente comenzó a cuestionar estas afirmaciones.

¿Cómo usa nuestro cuerpo el ácido láurico?

El cuerpo humano convierte el ácido láurico en monolaurin, que es supuestamente útil en el tratamiento de los virus y las bacterias que causan enfermedades tales como herpes, gripe, citomegalovirus y hasta VIH. También ayuda en luchar contra las bacterias dañinas tales como listeria monocytogenes y helicobacter pylori y los protozoos dañinos como giardia lamblia.

 Aunque el mecanismo de acción exacto del coco era desconocido, se ha utilizado ampliamente en el Ayurveda por ello, El centro de Investigación de Coco ha recopilado una lista de posibles beneficios del aceite de coco en la medicina tradicional y moderna.

La composición del aceite de Coco:

Más del noventa por ciento de aceite de coco se compone de grasas saturadas (¡No te asustes! no es tan malo como parece, lee hasta el final este análisis y quizás cambies de opinión), junto con rastros de algunos ácidos grasos no saturados, tales como ácidos grasos monoinsaturados y ácidos grasos poliinsaturados. El aceite de coco virgen no es diferente de esto.

  • Los ácidos grasos saturados: La mayoría de ellos son triglicéridos de cadena media, que se asimilan bien en el cuerpo. El ácido láurico es el principal contribuyente, representando más del cuarenta por ciento del total, seguido por el ácido cáprico, ácido caprílico, ácido mirístico y palmítico.
  • Los ácidos grasos poliinsaturados:Ácido Linoleico.
  • Los ácidos grasos monoinsaturados: Ácido Oleico.
  • Poli-fenoles: El Coco contiene ácido gálico, que es también conocido como ácido fenólico. Los polifenoles son responsables de la fragancia y el sabor del aceite de coco y el aceite de coco virgen es rico en polifenoles.
  • Ciertos derivados del ácido graso como Betaínas, etanolamida, etoxilados, ésteres grasos, polisorbatos grasos, monoglicéridos y poliol ésteres.
  • Cloruro de graso, sulfato del alcohol graso y sulfato éter de alcohol graso, todos están derivados del alcoholes de graso.
  • Vitamina E, vitamina K y minerales como el hierro.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s